Telefónica vende su torre en Latinoamérica y Europa por u$s 9400 millones

American Tower Corp será la nueva dueña de los activos de la empresa de telecomunicaciones en Argentina, Brasil, Chile, Perú, España y Alemania.

Telxius Telecom, sociedad del Grupo Telefónica, firmó un acuerdo con (ATC) American Tower Corp para venderle su división de torres de telefonía móvil en América latina y Europa por 7700 millones de euros en efectivo (alrededor de u$s 9400 millones)

Tras la operación, ATC se convierte en el primer proveedor de Telefónica tanto en Europa como en América latina, y mantiene su condición de socio en proyectos estratégicos en la Argentina y Brasil.

La unidad de infraestructura de Telxius −firma de la que también participan el fondo de inversión KKR y el propietario de la cadena de indumentaria Zara, el empresario textil Amancio Ortega− entregará 30.722 emplazamientos de torres localizadas en la Argentina, Brasil, Chile, Perú, España y Alemania.

Esta operación es otro hito relevante en la forma de escribir el futuro de la Nueva Telefónica, a la altura de los desafíos que plantean los nuevos tiempos, a la medida de un mundo cambiante que exige anticipación y agilidad. Telefónica, una vez más, busca nuevas fórmulas para gestionar los recursos de la forma más eficiente posible“, explicó.

n la práctica, se efectuarán dos transacciones de forma independiente: una por el negocio de Europa y, otra, por el de América latina. Ambas están sujetas a autorizaciones regulatorias.

En un comunicado,la multinacional, con sede central en Madrid, destacó que la operación se encuadra en la actual estrategia del grupoenfocada, entre otros objetivos, “en una política activa de gestión de la cartera de sus negocios y sus activos”basada en la creación de valor y, al mismo tiempo, en la reducción de deuda orgánica.

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, señaló que la venta “tiene sentido estratégico dentro de la hoja de ruta”. “ATC era nuestro segundo proveedor tras TelxiusLuego de esta operación, seguiremos centrados en nuestros objetivos más ambiciosos: la integración de O2 con Virgin en el Reino Unido (N.d.R: la firma es propiedad del estadounidense Liberty Global y la fusión crearía un gigante valuado en 31.000 millones de libras, u$s 41.000 millones, con más de 40 millones de clientes), la compra de los activos móviles de Oi en Brasil y la reducción de la deuda”, anticipó. 

Se trata de la venta más importante en la historia de Telefónicaque espera obtener una ganancia cercana a 3500 millones de euros (u$s 4270 millones) y reducir su deuda neta en unos 4.600 millones de euros (u$s 5600 millones) de un total acumulado que asciende a 37.000 millones de euros (u$s 44.800 millones).

De esta manera, ATC da un giro en su estrategia, ya que, hasta entonces, no se concentraba en Europa, donde las telefónicas están tratando de reducir su deuda y pagar el costoso despliegue de tecnología 5G.

Hasta ahora, su presencia en el Viejo Continente era menor: tenía 2600 torres en Francia, 2200 en Alemania y 20 en Polonia. Sus principales mercados se encuentran ubicados en los Estados Unidos y América del Sur, aunque también abarcan países de América Central, África y Asia.

Sin embargo, tras la compra de las torres de Telxius, la firma estadounidense con sede en Boston, Massachusetts, que gestiona más de 181.000 emplazamientos a nivel global y suma una capitalización cercana a los u$s 100.000 millones, se posiciona como una de las principales competidoras de Cellnex y de Vantage Towers. 

En este sentido, la operación supone un contratiempo para Cellnex, que también quería hacerse con las torres de Telxius.

Las acciones de Telefónica subieron hasta un 11% después del anuncio del acuerdo, según informó Bloomberg. Los títulos cotizaban en torno a los los 3,907 euros y lideraron las subidas en el Ibex 35 hoy, el punto más elevado desde finales de julio de 2020, cuando cotizó cerca de 4 euros.

Las operadoras de Telefónica mantendrán los actuales contratos de arrendamientos de las torres suscritos con las sociedades vendidas filiales de Telxius Telecom, por lo que seguirán prestando sus servicios en términos similares a los actuales. Según anticipó la empresa, las condiciones de renovación no incluyen ninguna cláusula “all or nothing” adicional.

El acuerdo contempla el compromiso por parte del comprador de asegurar las fuentes laborales, según informó la operadora española a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) de ese país. 

Más Noticias
Apple Pay llegará a México en 2021